sábado, 16 de enero de 2016

La anorexia y la bulimia suelen tardar entre 6 meses y un año en ser detectadas.


Estos trastornos alimentarios afectan en España a entre el 1 y el 4% de los jóvenes, siendo más prevalentes entre las mujeres por la presión social. 

El entorno social y educacional el que más predispone a los adolescentes a sufrir estas enfermedades y, especialmente, aquellos de personas "acomodadas".

La anorexia y la bulimia suelen tardar entre 6 meses y un año en ser detectadas debido a que, entre otros motivos, "mucho antes" de empezar a perder peso los pacientes desarrollan fuertes procesos mentales, según uno de los responsables de la Unidad de Trastornos Mentales de la Infancia, Adolescencia y Adulto Joven de la Clínica La Luz de Madrid, Carlos González Navajas. Se trata de unos trastornos alimentarios que, según diversos estudios, afectan a entre el 1 y el 4% de los jóvenes en España, siendo más prevalentes entre las mujeres porque la presión social y los iconos de belleza recaen de una manera "más agresiva" sobre ellas. En este punto, y con motivo de la celebración, este sábado, de la 'I Jornada sobre Trastornos de la Conducta Alimentaria en Niños, Adolescentes y Adulto Joven', el doctor González Navajas ha alertado de que actualmente se está produciendo una disminución en la edad de aparición de estas enfermedades, detectándose "cada vez más" en niñas de entre 11 y 12 años.


No hay comentarios:

Publicar un comentario